Actos como este renuevan mi fe en la humanidad

No creo que los niños tengan una discapacidad … No creo que sean diferentes…

 

 Daniel, de 17 años, siempre había soñado con ir al baile de su escuela, sin embargo había sido rechazado por todas las chicas que invitó. Daniel tiene síndrome de Down y por esa razón fue estigmatizado por sus compañeros. Pero fue en ese entonces, cuando una estudiante de décimo grado llamada Kylie que se le acercó y lo invitó directamente frente a toda la escuela.

Su caso se hizo viral en las redes sociales y rápidamente llamó la atención de muchos medios:


“No creo que los niños tengan una discapacidad … No creo que sean diferentes”, dice Kylie. “Espero poder hacer que se divierta esa noche”, dijo Kylie a un noticiario local.

Mira el siguiente vídeo para ver como terminó esta historia.

Fuente: http://www.aquenolosabias.one/

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *